viernes, 20 de enero de 2017

Reseña: El mago supremo; Charlie N. Holmberg.

¡Buenos días solitarios! Antes de nada, quisiera pediros perdón por esta mini ausencia que ha habido. Resulta que, aparte de no tener tiempo, he estado unos cuantos días algo pachucha y lo último que me apetecía era estar en el ordenador pero ya estoy mejor y vuelvo a dar guerra por aquí. Sigo sin tiempo para pasarme por vuestros blogs, algo que me da mucha rabia, pero al menos puedo sacar un hueco para subir entrada, algo es algo. En fin, paro ya de enrollarme y os dejo con la reseña, que espero que os guste mucho.

Nº de páginas: 256 págs.
Encuadernación: Tapa blanda
Editorial: OZ EDITORIAL
Lengua: CASTELLANO
ISBN: 9788416224357

¿Hasta dónde estarías dispuesto a llegar para dominar la magia? Durante sus años de aprendiz, Ceony Twill ha guardado un secreto, uno que ha ocultado incluso a su mentor, Emery Thane: ha descubierto cómo practicar otras magias además de la del papel, algo que se creía imposible. Tras dos años de estudios, ya falta poco para que Ceony se presente al examen final para convertirse en maga. En un intento de evitar que lo acusen de favoritismo, Emery decide que otro mago la examine. Justo entonces, un peligroso criminal reaparece para vengarse de Ceony. La joven tendrá que utilizar toda su destreza mágica para salvar a sus seres queridos. Pero ¿será capaz de vencer a un enemigo cuya magia se alimenta de la maldad?

Como muchos sabréis, El mago de papel fue un libro que me sorprendió muy gratamente, igual que su segunda parte, por lo que estaba deseando leer la tercera y última parte pues tenía muchas ganas de saber como acababa todo. Ahora os hablaré más en profundidad del libro, pero ya os adelanto que ha sido una de mis mejores lecturas del 2016, en realidad, lo ha sido la trilogía entera pero si tuviera que destacar a alguno de los tres libros, sería este.

El mago supremo sigue totalmente en la línea de los anteriores, con una trama muy ágil y dinámica en la que la acción y la información están muy bien equilibradas, pues siempre pasa algo o se nos da información y en ningún momento se estanca la trama o el lector siente que no avanza. La información está bien repartida, y se nos da con tiempo de asimilarlo todo para así poder seguir el hilo de la trama y no perdernos en ningún momento.

Como ya es habitual en esta trilogía, el tema de la magia me encanta como está enfocado pues me parece sumamente original. En esta ocasión aprendemos más cosas aún sobre la magia del papel y sobre nuevos hechizos que se pueden hacer con ella, algo que siempre es interesante y enriquecedor, además de que contamos con información sobre otros tipos de magia y profundizamos un poco más en ellos. Además, es todo un punto a favor como se mezcla la magia con la época victoriana, época en la que la magia, a priori, no pega nada pero la autora consigue que quede una combinación perfecta.

Una de las cosas que más me gustaría destacar es que, como en el anterior libro, la trama es una constante montaña rusa emocional, haciendo que los sentimientos estén a flor de piel y no solo en los personajes, y es que el lector los hace suyos y los siente igual. Como digo, es una montaña rusa de sensaciones y emociones, tales como la felicidad, la tristeza, la tensión, el miedo, el amor...Todo esto y mucho más es lo que te hace sentir la historia, muy intensamente, como si el lector fuera un personaje más.

El misterio y la intriga se van introduciendo poco a poco, de una forma gradual y bien dosificada y repartida para no saturar al lector. La autora les va dando cada vez más importancia, los va haciendo crecer y, con ello, hace crecer la curiosidad y las ganas de saber más del lector, haciendo que leer se vuelva casi una necesidad. Y es que la historia es altamente adictiva y una vez comienzas a leerla es simplemente imposible parar pues siempre quieres y necesitas más. Es como una sed que nunca queda del todo saciada y, el que no sea una historia muy larga, ayuda a esto sin lugar a dudas.

Es muy sorprendente y tiene bastantes giros inesperados y que no ves venir, pero esto es algo que acaba por no tener mucha importancia pues el lector está tan metido en la historia y está tan deseoso de avanzar y resolverlo todo de una vez, que acaba por no tener mucho peso el que sea sorprendente o no, aunque, evidentemente, que lo sea, es algo a favor.

El amor, ya desde el primer libro y aun siendo en ese momento un simple atisbo, me tiene totalmente conquistada. Es una historia que me ha llegado muy hondo y en la que cada vez que había una escena amorosa me era imposible evitar que se me acelerase el corazón, se me escapase un suspiro de felicidad y me apareciese una amplia sonrisa en los labios. Es tan natural, tan creíble, tan equilibrada, está tan bien desarrollada...Que sin dudas se ha convertido en una de mis favoritas y se que, por mucho que pase el tiempo, siempre ocupará un lugar especial en mi corazón.

El final es simple y llanamente perfecto. No me puedo imaginar una forma mejor de terminar la trilogía la verdad. Es un final cerrado, es como el fin de un ciclo, todo queda bien explicado, sin ningún fleco suelto y te deja con un buenísimo sabor de boca. Cierras el libro con una amplia sonrisa en los labios y sabiendo que se ha acabado una historia que se va a quedar para siempre contigo, de esas que son imposibles de olvidar.

Los personajes siguen en la línea de los anteriores libros y todos están bien construidos y desarrollados, aunque debo reconocer que algunos secundarios, que solo aparecen en este libro, pecan de ser algo planos y de no tener mucha profundidad. Ceony es, sin ninguna duda, una de las mejores protagonistas que he leído en mucho tiempo. Evoluciona muchísimo del primer libro a este, crece, madura, aprende y se enriquece de las experiencias pero sin perder nunca su esencia, sin dejar de ser impulsiva y, sobre todo, muy entregada, capaz de hacer lo que sea para proteger a aquellos que más quiere. Además, tiene carácter, no se deja dominar y tiene muy claros cuales son sus objetivos por lo que nada ni nadie puede detenerla una vez que está decidida a hacer algo. Emery es Emery. Me cuesta una barbaridad describirlo la verdad. Es un poco como una caja de sorpresas, siempre hay cosas por descubrir de el, siempre te sorprende de alguna manera y te acaba conquistando aún más y es que es muy peculiar y encantador, con ese aire misterioso que hace que quieras conocerlo más y, una vez lo haces, es imposible que no se cuele en tu corazón, sobre todo por como es con Ceony, por su nobleza y porque daría la vida por los que más quiere con tal de ponerlos a salvo. Además, es muy tierno cuando quiere y muy pícaro y juguetón.

En resumen, El mago supremo es un final de trilogía que está totalmente a la altura. Con una historia altamente adictiva y sorprendente, aprenderemos más cosas sobre la magia de papel y sobre otros tipos de magia. Además, la trama es una constante montaña rusa emocional y el lector lo vive todo muy intensamente, como un personaje más. Con una historia de amor maravillosa y que es imposible no adorar, cuenta con un final inmejorable y con unos personajes que han evolucionado bastante y que merece totalmente la pena conocer.



Con la colaboración de Oz Editorial.


Y decidme, ¿habéis leído el libro? ¿Os gustó? ¿No? ¿Queréis leerlo? ¿Habéis leído la trilogía? Contadme!








Nos leemos pronto :)

9 comentarios:

Tamara López dijo...

No descarto leer estos libros, tienen muy buena pinta ^^

Las Hermanastras de Cenicienta dijo...

Buenas!
No descarto leerlo, y menos después de leer tu reseña
Un beso

Mar Tonks dijo...

Hola!! Me encantó esta trilogía, me pareció de lo más original!
Besitos ^^

La estación de las letras dijo...

Hola, me leí el primero y la verdad que me pareció muy original.
Besos 😉

Kirja dijo...

¡Hola! Confieso que he leído tu reseña a trocitos porque todavía no he empezado esta trilogía y quiero saber lo menos posible, pero tenía mucha curiosidad por saber qué te había parecido.
Me alegra un montón saber que esta trilogía es tan buena en todos los sentidos y que además el desenlace está a la altura. ^-^
Tengo unas cuantas sagas a medias y de momento no quiero empezar ninguna más, pero seguro que esta acabará cayendo.
¡Besos!

Ana Meyling dijo...

Holaaaa fea!
Cómo se nota que no te gusta esta trilogía, ¿no?
Yo de momento la dejo pasar.
Un besito <3

PD: Gracias por ayudarme con mi libro jejeje

Mandy Books dijo...

Hola, tengo curiosidad por esta saga asi que no descarto leerla.

Un beso

Historias del atardecer dijo...

¡Hola!
He visto mucho esta trilogía por los blogs, pero nunca me había parado mucho a ver de qué iba. Con tu reseña sí! Jajajaja
Pero aún así, no me llama mucho la atención...
Me alegro de que tú lo hayas disfrutado tanto :3
¡Mil besos!
marina

raquel campos dijo...

Hola, me llama mucho este libro, espero leerlo pronto!!
Besos!